lunes, 6 de abril de 2009

[[un teatro lleno de neurosis]]


Clichés
Todo empezó casi por infortunios y caprichos, yo hablando en aspectos psicológicos me aproveche del momento y de los factores que luego nos llevarían al total desastre. En los archivos que fielmente guarde se muestran claramente los indicativos de que en un principio lo que rigió nuestra relación fueron maromas que me encargue de crear para el, yo no era mas que uno de esos anuncios publicitarios para algún producto en la televisión, un camaleón que cambiaba de color con cada pestañeo que el diera, las texturas siempre fueron de su preferencia y los sabores del té de sus excéntricos gustos. Nunca dije que no. El teatro ya estaba armado.
Roles
Es fácil llevar una vida fingida, el crear un personaje que llevemos paralelamente a nuestro ello. Las reglas son fáciles, sonreír y llorar según el guion lo indique. El y yo fuimos adaptando cada uno nuestro debido personaje, nunca improvisación, nunca genuino, todo debidamente estipulado en el contracto que había firmado. Era como aquella novela perfecta que dan a la 1 del mediodía porque saben que a esa hora todo el publico se sentara a verla, solo que esta no tenia cortes comerciales, me fui encariñando poco a poco al ser y estar de mi rol, era muy cómodo pensar que los años, que la costumbre, que su amor, que sus ganas era lo que yo tenia merecido y que por ende debía proteger y conservar a toda costa. Incluso a costa mía.
Impasse
1,2, 3 las luces se han apagado. Vivíamos en la misma cama pero en diferentes campos astrales. Estábamos en las mismas conversaciones pero en diferentes idiomas. Compartíamos los mismos intereses pero sobre diferentes objetos. Éramos testigos de los mismos paisajes pero de diferentes perspectivas. Continuábamos presos del mismo sentimiento pero por razones opuestas. Usábamos la misma caligrafía para diferentes ortografías. Eran las mismas noches e idénticos días, que hace unos días, que unos meses que todos los años que llevábamos recolectando. Los mismos remedios para los males solo que los míos eran intravenosos y los tuyos orales. Fueron mis dedos intentando entrelazarse en los tuyos, y estos intentando escaparse del contacto. Eran mis ganas y tus desganas. Era solo lo mismo, a cada segundo, a cada pelea, a cada beso, a cada conversa. No nos movíamos a ninguna parte. Y nunca nos dimos cuenta como llegamos allí.
Implosión
Lentamente lo que conocía como la pared de mi realidad se fue calentando hasta que se fue fundiendo poco a poco. Las cosas blancas ya no eran blancas, las sonrisas eran muecas y las llamadas cosas inexistentes. Habíamos comenzado a dejar de pelear contra lo que nuestro ello nos decía. Fuimos entonces dejando los roles, mostrando los rostros. Nuestros rostros desnudos no se encontraron en la oscuridad, el no se acerco a mi, aun cuando yo en un ultimo intento extendí mi mano. En mi interior fue naciendo una revolución, me di cuenta de que la realidad que yo creía vivir no era mas que un pequeño teatro, obra actuada “Sin Identidad”, el perder la identidad es lo mas triste que le puede pasar a una persona, por que es un proceso lento y casi invisible, en la entrega y la obsesión, el amor se va confundiendo con muchas cosas, pensándolo muy bien, me tomo tiempo tomar conciencia de la persona en quien me había convertido, poder ser cabal de lo que había sucedido, comenzó entonces la batalla entre la realidad y lo que yo creía que era mi realidad. No es fácil cuando en el cuadro hace su aparición, el desamor.
Explosión
Dicen por allí que el ser humano es el único animal que se tropieza dos veces con la misma piedra. Lo que un día pudimos haber resuelto con un café y unas palabras tajantes, se convirtió en una declaración de guerra, una aparición sucesiva de malos episodios comenzaron a derrumbar el teatro, comenzaron a despegarse de las paredes mentiras, excusas, palabras hirientes, culpables, terceros y verdades que un día fueron engañadas. Ya no mas papel para decorar lo que ya oponía tanta resistencia. Tuve que tomar los pedazos rotos de mi corazón que el me extendió con su mano, que tanto daño le hice yo a el, tendría que preguntárselo, no se si tal vez un día tenga el valor de juntar aquellas palabras, tal vez muchas lunas tengan que pasar para que el y yo podamos sentarnos a hablar de nuevo, recuerdo el día que la explosión se dio, fue el día que creí que había perdido mi oportunidad para amar, el sentido que por tanto tiempo había obligado que tendría mi vida.

Ahora no estoy tan segura de ello. Y es que en la neurosis hay muchas facetas. Cuando ya él es pasado, lo que realmente importa es mi aquí y ahora.

10 comentarios:

Espérame en Siberia dijo...

Gracias a tu historia me acordé de mi desaparecido fotolog. Se llamaba Love Cliché y era mi más profunda adoración, pero un día los administradores me lo cerraron sin deberla ni temerla.
Qué cosas.


Un beso.

balconera dijo...

a veces al ser concientes o sentir que nos molesta nos aburrimos de esos teatros..

cosasimpropias dijo...

tu historia se multiplica en muchas historias. es genial!

Chocolate dijo...

Me gustó mucho tu historia, sobre todo la parte de la explosión.

Somos neuróticos en las relaciones, porque creemos que el otro tiene la causa y la cura de nuetra falta, pero esto es solo una fantasia...

:)

au revoir

Anónimo dijo...

esta historia me parec conocida..
yo komo q la he escuchado en alguna parte... no rekuerdoo...

weno.! exelente señorita, el teatro es algo MAGNIFICO (mientras dura), el teatro son mil mentiras q se convierten en una verdad, (eso me gusta) podems vivir felices cuando nuestras vidas se convierten en una obra teatral (...Mientras dura).lamentablemente no deja de ser algo falso..
estoy segura q disfrutast d ello miestras duro.. lamentablemente t diste cuenta q todo era actuado y en realidad el era una persona y tu otra...

exelente,... m gustaa!!

miLi..!

JCldanse dijo...

Gracias por escribir en mi blog.

un saludo.

Yusuke Hatanaka dijo...

Cuando ando espeso me dedicó a rebuscar blogs.
Me has alegrado la espesura esta vez.

Un saludo
;)

Te sigo

Quijo dijo...

Hay muchas formas de acabar, de terminar algo que empezó con la esperanza de que nunca lo hiciera...muchas veces elegimos la peor de las formas, o la que creemos que no nos queda más opción...tiempo después entendemos que si él ya es pasado, ahora lo importante es el ahora, y el seguir hacia delante, siempre hacia delante.
*Gracias por tus palabras. Un beso enorme!!! :)

patricia dijo...

ayer estuve buscando en interet cosas sobre la neurosis!!jijijimaldito google!! poruqé tiene que existir???

jijiji

y sigo dándole vultas a lo mio. nunca podrem dejar de pensar en nosotros, verdad????? a cada segundoa, cada instante, lamente da vueltas sobre sí misma sin control y hasta el infinito....

m alegra que te haya gustado tu dbu!!! :)

Anaid* dijo...

Excelente es quedarme corta... me he maravillado con tus palabras*


besos grises*